Familiarizarse con la era digital: un colegio conectado

Se entrega a cada alumno un iPad individual como complemento de su material habitual para que descubra otras maneras de aprender.

Una herramienta suplementaria para aprender

La introducción de los iPad en clase es una oportunidad para que los adolescentes se conciencien del uso de las herramientas digitales y pantallas de manera positiva y segura. Permiten motivar a los alumnos y fomentan, por lo tanto, su aprendizaje. De forma paradójica, permiten desarrollar sus capacidades para trabajar en equipo.

Las tabletas digitales abren nuevas oportunidades pedagógicas: evaluaciones y diagnósticos simplificados, trayectorias personalizadas, creaciones y evaluaciones diversificadas…

Sin embargo, es importante considerar las tabletas digitales como una herramienta suplementaria y no como la herramienta revolucionaria que va a sustituir a todas las demás. Es fundamental que los niños sigan escribiendo con bolis y lápices, manipulando herramientas y leyendo libros….

Todo el equipo educativo se implica en el proyecto y ha seguido la debida formación. Los iPad se utilizan en todas las asignaturas pero los profesores son quienes deciden su frecuencia de usoL’introduction  des tablettes en classe est une opportunité pour éduquer les adolescents à l’utilisation des outils numériques et des écrans de façon positive et sécurisée. Le numérique est un puissant levier pour motiver les élèves et les amener à être acteurs de leurs apprentissages. Paradoxalement, il permet également de développer leurs capacités à travailler en équipe.

Un iPad en su mochila

La primera semana del curso, se entrega a cada alumno una tableta que debe devolverse la última semana de junio. Se queda con ella todo el curso, la lleva a casa por la tarde y durante las vacaciones (excepto las vacaciones de verano). Se le puede pedir puntualmente, algunos días, para su actualización y mantenimiento.

Es propiedad del colegio, que la supervisa a distancia. Los alumnos no pueden instalar ninguna aplicación o actualización. Estas acciones sólo las puede llevar a cabo el colegio.

En el colegio, el acceso a Internet es seguro al usar un filtro (un proxy). En casa, navegar en Internet se hace bajo la responsabilidad de los padres. Cada alumno tiene derechos abiertos para el uso de su iPad. Puede perderlos (bloqueo de la cámara y del navegador Internet por ejemplo) u obtener otros según su comportamiento al usar la tableta.

Cada alumno se queda con su iPad durante todo el curso en el colegio. Al cabo de los cuatro años de colegio, las familias que lo soliciten pueden obtener las tabletas.

Además, el colegio propone regularmente sesiones de concienciación sobre los peligros de internet y las redes sociales.

La plataforma internet Scolinfo

Al empezar el curso, se asigna a cada alumno y familia un código de acceso a la plataforma Scolinfo. Este portal Internet permite acceder a:

  • los deberes que hay que hacer en casa, que los profesores cuelgan, y algunos documentos que hay que descargar para trabajar en el iPad.
  • las notas del alumno, que los profesores cuelgan sobre la marcha.
  • la información del colegio: calendario, actividades de la AS, actualidad…

 

 

Para saber más sobre el funcionamiento de los iPad en St Vincent
Para ir más allá

Los consejos del psiquiatra Serge Tisseron para familiarizarse con el uso de las pantallas: